Su futuro

se decide hoy  lo decides tú

$10.000 al mes aseguran que más niñas como Julia puedan acceder a una educación de calidad.

Su Futuro

se decide hoy  lo decides tú

$10.000 al mes aseguran que más niñas como Julia puedan acceder a una educación de calidad.

Únete ahora

$ 30.000
$ 15.000
$ 10.000
Otro
Haz seleccionado
Suscripción mensual por $ 30000
Ingresa tus datos
Regresar
1 de cada 0
Vive en pobreza extrema
1 de cada 0
Trabaja para sobrevivir

El 2020 fue un año devastador para todos, pero sobre todo para los más pequeños y más vulnerables. Por eso en el  2021 lanzamos la campaña Good Chile, una comunidad de buenos/as vecinos/as dispuesta a trabajar por la igualdad y a mejorar el ahora y el mañana de niños y niñas, hoy y siempre. 

Los primeros socios recibirán el pack de bienvenida que incluye

  • Certificado de bienvenida, firmado por nuestro Director Ejecutivo
  • Descargable sobre los derechos del niño
  • Bolsa de Good Chile* 

*Diseño final puede diferir del actual

En Chile 1 de cada 5 niños vive en pobreza extrema.

1 de cada 10 en zonas rurales trabaja para sobrevivir.

Un círculo vicioso que conduce al abandono escolar y a un futuro incierto, donde la pobreza extrema y el trabajo infantil pueden ser los protagonistas. 

Pero ese futuro se decide hoy. 

Ese futuro lo decides tú.

En Good Neighbors creemos que la educación es la mejor herramienta para romper este círculo vicioso, y trabajamos para que todos los niños y niñas tengan acceso a una educación de calidad.

$10.000 al mes nos ayudan a asegurar que niñas como Julia tengan acceso a una educación de calidad.

Porque educando a la infancia, mejoramos Chile.

En chile 1 de cada 5 niños vive en pobreza extrema.

1 de cada 10 trabaja para sobrevivir.

Un círculo vicioso que conduce al abandono escolar y a un futuro incierto, donde la criminalidad, la adicción y la pobreza extrema pueden ser los protagonistas. 

Pero ese futuro se decide hoy. Ese futuro lo decides tú.

En Good Neighbours creemos que la educación es la mejor herramienta para romper este círculo vicioso, y luchamos porque todos los niños y niñas tengan acceso a una educación de calidad.

$10,000 al mes nos ayudan a asegurar que niños como Antonio tienen acceso a una educación de calidad.

Porque educando a la infancia, protegemos a Chile.